Publicado el

Cambiar a Linux: consejos previos para evitar problemas en el futuro #tecnologia

Cambiar de sistema operativo, en tu smartphone o en tu computadora, es algo que podemos hacer con relativa facilidad, ya que el software actual permite instalar un nuevo sistema operativo sin apenas conocimientos y simplemente siguiendo unas sencillas instrucciones.

Pero antes de dar ese paso debemos tener varias cosas en mente. Más que nada para evitar frustrarnos los primeros días o encontrarnos con problemas irresolubles que nos obligan a dar marcha atrás, perdiendo así el doble de tiempo.

Este artículo no pretende debatir si Linux es el mejor sistema operativo.

Sirva este texto para tener unas sencillas preguntas que deberías hacerte. Te servirán para cambiar a Linux lo mejor posible y, al cabo de un tiempo, darte cuenta de que hiciste bien y no cometiste un error al precipitarte.

¿Por qué quiero cambiar a Linux?

Hay muchas razones para dejar tu sistema operativo actual, normalmente Windows, y pasarte a Linux. ¿Quieres probar algo nuevo? ¿Te interesa el software libre como filosofía? ¿Quieres ahorrarte el precio de una licencia de Windows? ¿Le vas a dar una segunda vida a un PC antiguo? ¿Quieres aprender a programar en un entorno más personalizable?

Según qué motivo tengas, Linux es una buena solución o no. No es lo mismo migrar una computadora personal de Windows a Linux que hacer lo propio con un parqué de veinte o treinta computadoras conectadas en red.

Si es por motivos ideológicos, seguramente tendrás la paciencia y motivación necesarias para cambiar a Linux a pesar de las dificultades de los primeros días. Pero si lo haces por motivos económicos, tal vez eches en falta ciertas cosa de tu sistema operativo anterior y no te compense.

Por otra parte, en el caso de cambiar a Linux en tu oficina o negocio deberás tener en cuenta que la persona encargada del mantenimiento y de la migración debe tener conocimientos suficientes de Linux para no tener problemas en los primeros días.

¿Mi computadora es compatible?

Esta pregunta, con equipos nuevos, carece de sentido. Los periféricos y elementos de hardware más actuales son, en su mayoría, compatibles con Linux. A nivel de rendimiento, hay distribuciones Linux ideales para equipos poco potentes.

El problema te lo puedes encontrar con equipos que tengan varios años, ya que antaño los drivers y controladores se limitaban a Windows y se dejaba a un lado Mac o Linux.

En la actualidad, el hardware suele ser compatible con cualquier sistema operativo, y quienes mantienen y actualizan Linux suelen tener en mente la mayoría de hardware.

De todas formas, no está de más comprobar la compatibilidad una vez hayas elegido una distribución Linux. En esta página encontrarás la lista de hardware compatible con algunas de las distros más populares.

¿Tendré el software que necesito?

Uno de los principales errores que hemos cometido en alguna ocasión quienes hemos cambiado de Windows a Linux es buscar el equivalente.

Por un lado, intentamos encontrar los mismos menús de configuración, mismas opciones y características. Por el otro, buscamos el mismo programa para determinada tarea.

Con los años, Windows, Mac y Linux se han copiado mutuamente características y el diseño de los menús. Por otro lado, muchos de los programas que usamos a diario tienen versión para las tres plataformas.

Las tiendas de aplicaciones o repositorios de programas de Linux te facilitarán la tarea de buscar e instalar programas, pero es mejor que busques por necesidad (música, vídeo, fotografía, chat) que el nombre de un programa concreto (Photoshop, Word, WhatsApp, Spotify…).

Hay casos inevitables, como Spotify o WhatsApp, donde quieres usar estos servicios en Linux, pero otros programas como Word o Photoshop tienen alternativas.

En internet encontrarás listas de alternativas de Windows para Linux, como ésta.

También pueden darse casos de software específico del que no puedes escapar., en especial en empresas. En esos casos, si no hay versión nativa para Linux puedes acudir a Wine, que permite instalar y ejecutar programas de Windows desde Linux.

Además, para videojuegos hay soluciones específicas como PlayonLinux. No tendrás que tirar los juegos que compraste para Windows, podrás usarlos en tu nuevo sistema operativo.

¿Instalación limpia, compartida o virtual?

Cambiar a Linux se puede hacer de muchas maneras. Puedes dar el salto al 100%, despidiéndote de Windows, compartir Windows y Linux en tu ordenador o seguir usando Windows con una máquina virtual para Linux.

Personalmente, recomiendo empezar con una máquina virtual. Así podrás familiarizarte con Linux y seguir trabajando con Windows sin tocar nada. Si realmente quieres cambiar a Linux verás que con el tiempo usarás más la máquina virtual que Windows y, cuando estés del todo convencido, siempre puedes dar el salto definitivo.

Hay varias opciones para crear una máquina virtual. La más económica es VirtualBox, totalmente gratuita, que además permite importar máquinas virtuales de Linux ya creadas para la ocasión.

La instalación compartida te permite dividir tu disco principal para usar Windows y Linux. Con un gestor de arranque, que normalmente te facilita la propia distribución Linux, podrás elegir qué sistema iniciar cuando enciendas tu PC.

Esta opción te permitirá disfrutar de Linux al máximo y, al mismo tiempo, recurrir a Windows en el caso de programas de los que no puedes prescindir. Y si compartes tu ordenador con más personas y no quieren usar Linux, podrán seguir con Windows y evitar conflictos.

En la instalación limpia, que considero como última opción una vez ya estés familiarizado con Linux, deberás hacer una copia de seguridad previa de todos tus archivos y documentos (las configuraciones de programas de poco te servirán).

Además, asegúrate que sabes instalar Linux para no quedarte sin sistema operativo. De nuevo recomiendo usar antes una máquina virtual para practicar.

¿Qué distribución Linux debería instalar?

Tienes un motivo para cambiar a Linux, tu PC es compatible, no echarás en falta ningún programa nativo de Windows. Ahora toca uno de los pasos más importantes: ¿qué distribución elegir?

En un Mac, sólo tienes una versión de macOS. En un PC, normalmente hay dos o tres versiones de Windows. Pero Linux se puede personalizar, se le pueden incluir programas, asistentes de instalación y otros elementos adicionales y crear lo que conocemos como distribuciones Linux.

Si vas a cambiar a Linux por primera vez, con Mint, Ubuntu u openSUSE tienes más que suficiente, porque son increíblemente fáciles de instalar y cuentan con un surtido de programas instalables muy completo.

Pero, con el tiempo, es posible que busques opciones específicas. Por ejemplo, si tu PC es antiguo buscarás un Linux ligero. También hay distros especializadas en seguridad, otras para montar centros multimedia, otras para tareas concretas como edición de vídeo o de imagen, etc.

Lo mejor es empezar por una distribución genérica, como las que he mencionado. Más adelante ya podrás plantearte cambiar de distro cuando tengas los conocimientos necesarios.

Fuente: HiperTextual

Publicado el

El soporte a Microsoft Office 2007 expira el 10 de octubre #tecnologia

Las empresas que permanecen aferradas a Office 2007 tienen un poco más de tres meses para dejar las aplicaciones de Office 2007 y cambiar a una suite más nueva, como Office 2016.

El soporte de Office 2007 expira el 10 de octubre. Después de esa fecha, Microsoft ya no proporcionará parches para las vulnerabilidades de seguridad o correcciones de otros errores, ni proporcionará soporte técnico asistido por la empresa, ya sea gratuito o pagado, como las consultas o resoluciones de problemas por teléfono.

Inicialmente, el soporte de Office 2007 está programado para concluir en abril -el mismo momento en el que Windows Vista fue jubilado-, pero en el 2012 Microsoft amplió el soporte de la suite de productividad por seis meses. La razón de la prórroga: Una disposición poco conocida en la política de soporte de la empresa que garantiza por lo menos dos años de soporte “mainstream” después del lanzamiento del sucesor de un producto (en este caso, Office 2010).

En este documento de soporte en el sitio web de Microsoft se puede encontrar una lista de todos los componentes de Office 2007 que se retirarán el 10 de octubre.

Las aplicaciones dentro de Office 2007 seguirán funcionando después de que concluya el soporte -con algunas excepciones- pero las empresas estarán asumiendo el riesgo de que un malware que explote una falla que se revele posteriormente y pueda secuestrar los dispositivos. Para recibir actualizaciones de seguridad y de otro tipo después del 10 de octubre, los administradores de TI deben implementar Office 2010 o posterior. No en vano, Microsoft recomienda el programa de suscripción Office 365, y las aplicaciones de Office 2016 que vienen con la mayoría de planes para empresas y negocios.

En algunos casos, las aplicaciones de Office 2007 no funcionarán correctamente después de octubre. La más notable de éstas: Outlook 2007. “Para el 31 de octubre del 2017, Outlook 2007 no podrá conectarse con los buzones de correo de Office 365, lo cual significa que los clientes de Outlook 2007 que usan Office 365 no podrán recibir ni enviar correo”, afirmó Microsoft.

Microsoft ha creado un subsitio específicamente para los días finales de Office 2007 que incluye información sobre las opciones de upgrade, enlaces a instrucciones detalladas de migración y más.

Fuente: ComputerWorld

Publicado el

Este robot es capaz de planchar sin dejar ni una arruga con algoritmos, cámara 3D y una plancha tradicional #tecnologia #curiosidades

Con los aspiradores «inteligentes» (en su justa medida), el Internet de las Cosas y la aplicación de ciertas tecnologías, las tareas del hogar están experimentando cierta evolución, pero quizás una de las tareas que menos ha cambiado es el planchado. Aunque puede que la solución esté en la robótica, concretamente en proyectos como TEO, un androide que sabe planchar.

Se trata de un proyecto de un equipo de investigación de la Universidad Carlos III de Madrid (España), formado por David Estévez, Juan G. Victores, Raul Fernandez-Fernandez y Carlos Balaguer, cuyo estudio publicaron hace poco. En él se centran precisamente en el planchado, una tarea que según describen es considerada como aburrida por una mayoría de la población, combinando una serie de tecnologías y aunándolas en este humanoide capaz de detectar arrugas y eliminarlas usando una plancha convencional.

A su ritmo, pero todo bien planchadito

Hace unos meses hablábamos de Laundroid, un sistema que reconocía prendas y las plegaba automáticamente, aunque dedicando sus 5-10 minutos por prenda. Una idea que ya vimos anteriormente con FoldiMate, un sistema capaz de colgar hasta 20 prendas recién salidas de la secadora para plegarlas, aunque no admitía piezas grandes como sábanas o toallas.

Esta vez se trata de una aproximación distinta dentro de lo que supondría librarnos de la plancha y tener de igual manera las prendas limpias y sin arrugas sin que lo hagamos nosotros. Lo que hace TEO es partir de un mapa 3D de la prenda y la tabla de planchar que se crea gracias a una cámara de alta resolución (en lo que sería su cabeza), «entendiendo» arrugas y pliegues con un sistema de computación llamado Wrinkleness Local Descriptor (WiLD).

Teo Reconocimiento

Tras esto, el robot calcula la trayectoria de la plancha, de modo que cada arruga desaparezca eficazmente, haciéndolo hasta que la prenda queda completamente planchada. Según detallan en el trabajo, este algoritmo propio y los demás elementos representan ventajas con respecto a proyectos anteriores al no necesitar una iluminación especial para su uso, ni información específica de la pieza para el algoritmo (describiéndolo como «agnóstico» en este sentido), y tener un feedback de la fuerza aplicada gracias al algoritmo de percepción 3D.

Que la revolución robot empiece por ahorraros el planchado

El humanoide mide 1,8 metros y pesa 80 kilogramos (datos que de manera aséptica se corresponderían con un humano real, casualmente) y forma parte de un proyecto que se empezó en 2012. De hecho lo de planchar ha venido tras «aprender» a subir escaleras o abrir puertas, según comentan en NewScientist.

Teo Completo

Juan Victores, uno de los investigadores, se muestra muy seguro de la llegada de robots como TEO a los hogares, expresando que «es cuestión de ver quién lo consigue primero». En su caso de momento no hay una fecha o una intención clara de convertir esto en un producto para masas, como sí veíamos en las otras iniciativas, aunque lo que habrá que ver en último término es qué cifras alcanzan estos productos. Ya vimos el coste de millonario de Laundroid o los 750 dólares de FoldiMate, así que veremos cuánto nos cuesta tener un robot que planche con nosotros (y deseamos mucho que lo haya).

Fuente: xataka

Publicado el

Tejidos humanos fabricados con #impresoras3D para las prótesis del futuro #3Dprinting #curiosidades

La impresión 3D es una de las tecnologías más innovadoras de los últimos años. Sus aplicaciones en medicina abarcan desde el desarrollo de modelos para recrear enfermedades hasta la generación de órganos en el laboratorio. Las investigaciones más recientes tratan de ir un paso más allá: utilizar impresoras 3D para fabricar tejidos humanos con los que sustituir, quizás en un futuro no tan lejano, las prótesis artificiales que se emplean hoy en día.

Nieves Cubo es una ingeniera y científica española que trabaja para que la impresión 3D sea la próxima revolución en medicina. Su investigación, a la que BQ ha prestado asesoramiento técnico durante el proceso, se desarrolla entre la Facultad de Farmacia de la Universidad Complutense de Madrid y el Instituto de Ciencia y Tecnología de Polímeros del CSIC. Esta investigación se centra en la creación de tejidos humanos gracias al uso de esta tecnología.

Para ello, la investigadora utiliza dos modelos de impresoras 3D, la Hephestos 2 y la Witbox 2 de la empresa española BQ, con las que crea cuadrículas de policaprolactona (PCL). Este polímero es un poliéster alifático biodegradable, cuya temperatura de fusión ronda los 60ºC. Posteriormente, Nieves Cubo inyecta células en las cuadrículas impresas, que poco a poco van «comiéndose» el material formando hueso o cartílago, en función del tipo celular con el que trabaje.

«Las células empiezan a invadir estos nichos del material, se van comiendo el material y lo van sustituyendo por otro que ellas tienen que fabricar. Si son células de hueso harán hueso y si son células de cartílago, harán cartílago. Nosotros lo que hacemos es aprovechar lo que hace la biología en la naturaleza, simplemente les damos a las células lo que ellas necesitan para desarrollarse», explica la ingeniera española, pionera en el uso de la impresión 3D. Sus resultados han abierto una nueva puerta en el ámbito de la medicina regenerativa, ofreciendo una nueva esperanza para pacientes que sufren de osteoporosis y otras patologías que afecten a este tipo de tejidos.

«Ahora mismo estamos haciendo pruebas mecánicas con los materiales para ver si podemos ponerlos en el cuerpo antes de que las células hayan hecho ya toda la reconstrucción o si tenemos que esperar a que las células lo hayan reconstruido para ponérselo al paciente», dice Cubo. La aplicación de la impresión 3D en medicina permitiría crear prótesis personalizadas, adaptadas a las necesidades y las tallas que necesitase el paciente. El escenario ideal es que el dispositivo impreso pudiera colocarse lo antes posible en el organismo, para que las células pudieran regenerar el tejido afectado in situ. Sin embargo, aún estamos lejos de esa posibilidad, ya que ingenieros como la española Nieves Cubo estudian si las células que inyectan podrían degradar las cuadrículas de policaprolactona. Evitar esta posibilidad es un objetivo prioritario para estos científicos.

El desarrollo de prótesis no es la única aplicación en la que trabaja la investigadora. Sus estudios con las impresoras 3D de BQ tratan también de reemplazar los ensayos con animales. «Si tú consigues tener en el laboratorio algo que se comporta exactamente igual que en el cuerpo humano (como la piel o los tejidos), lo que puedes hacer es probar cosméticos y fármacos en estos modelos y no tienes que utilizar animales», afirma. Aunque el uso de animales de experimentación con fines cosméticos está prohibido en la Unión Europea desde marzo de 2013, uno de los grandes objetivos de los científicos es reducir al mínimo la utilización de modelos animales en otro tipo de estudios. Gracias a trabajos como el impulsado por Nieves Cubo, quizás este deseo esté más cerca que nunca de hacerse realidad.

Fuente: Hipertextual

Publicado el

Detenidos cinco alumnos por #hackear las cuentas de correo de los profesores para conseguir los #exámenes #curiosidades #seguridad

Al más puro estilo ‘holliwoodense’ y demostrando que los argumentos de la ficción televisiva muchas veces se quedan cortos para reflejar la realidad, alumnos de un instituto de educación secundaria de A Estrada (Pontevedra) constituyeron un grupo perfectamente organizado para hackear las cuentas de correo electrónico corporativo de sus profesores y conseguir los exámenes para luego distribuirlos.

A mediados del pasado mes de mayo los profesores empezaron a recibir avisos de que alguien accedía a sus cuentas corporativas de correo electrónico desde equipos informáticos no autorizados, de modo que pusieron el caso en conocimiento de la Consejería de Educación y de la Guardia Civil y se abrió una investigación que acaba de cerrarse con cinco alumnos detenidos y otras 10 personas investigadas como presuntos responsables del hackeo masivo de las cuentas.

El equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil de Lalín, que ha bautizado el caso como operación Captor, concluye que el objetivo y la finalidad que perseguían con el acceso a los correos de los profesores era conseguir los exámenes del mayor número posible de asignaturas. Para ello constituyeron un grupo perfectamente organizado, jerarquizado y con las misiones perfectamente distribuidas.

Los cinco detenidos, dos de ellos menores de edad (17 años), eran los principales responsables de la organización y los encargados de recopilar las contraseñas, acceder a los correos y sustraer los exámenes. El resto se dedicaban a la distribución de los exámenes a través de las redes sociales y por medio de tres grupos de WhatsApp.

De los 10 investigados, nueve son alumnos del instituto, en edades comprendidas entre los 17 y los 18 años, y la décima es una mujer que imparte clases particulares de refuerzo en la misma localidad del instituto y que se habría aliado con ellos. A todos, detenidos e investigados, les atribuyen la presunta comisión de un delito de pertenencia a grupo criminal, revelación de secretos y contra la intimidad y dos delitos de estafa.

El hackeo

Los agentes lograron averiguar que lograban el hackeo de las cuentas instalando un software ilegal que se encargaba de registrar las pulsaciones que se realizaban en el teclado de los equipos de 1º y 2º de Bachillerato, 4º de ESO y aulas informáticas del instituto. De esta forma, memorizaban un fichero de texto con todo el contenido y consiguieron las contraseñas de las cuentas de los correos electrónicos corporativos de, al menos, 27 profesores del centro.

De los correos sustrajeron todo tipo de documentación, información y archivos, fundamentalmente los exámenes que, a priori, era el objetivo que perseguían. Además, realizaron dos compras a través de internet, por valor de unos 400 euros, utilizando el número de cuenta de una tarjeta bancaria que obtuvieron en el correo de uno de los afectados.

El caso está ahora en manos del Juzgado de Instrucción número 2 de A Estrada y en la Fiscalía de Menores de Pontevedra.

Fuente: El Mundo

Publicado el

El #malware dirigido a dispositivos inteligentes se doblará en 2017

Debido al gran número y variedad de dispositivos, Internet de las Cosas se ha convertido en un objetivo atractivo para los ciberdelincuentes. Hackeando con éxito dispositivos IoT, los criminales son capaces de espiar a la gente, chantajearlos e incluso discretamente convertirlos en compañeros en el crimen. Lo que es peor, botnets como Mirai y Hajime indican que la amenaza va en aumento. Los expertos de Kaspersky Lab han llevado a cabo investigaciones sobre el malware IoT para examinar la gravedad del riesgo.

Los investigadores de Kaspersky crearon honeypots, redes artificiales que simulan ser redes de diferentes dispositivos IoT, para observar el malware que intenta atacar sus dispositivos virtuales. No tuvieron que esperar mucho tiempo, ya que los ataques que utilizaban muestras de malware conocidas y desconocidas comenzaron casi inmediatamente después de que se instalara el honeypot. Durante este experimento, los investigadores recopilaron información sobre más de 7.000 muestras de malware diseñadas específicamente para hackear dispositivos conectados.

La mayoría de los ataques registrados por los expertos de la compañía, el 63%, apuntaban a grabadoras de vídeo digital o cámaras IP, y el 20% a dispositivos de red, incluyendo routers y módems DSL. En torno a un 1% de los objetivos eran dispositivos más comunes, como impresoras y dispositivos domésticos inteligentes.

Según los expertos, la razón del aumento de malware contra IoT es simple: IoT es frágil y expuesto a los ciberdelincuentes. Lo que hace que el problema sea peligroso es su alcance potencial. Según los expertos de la industria, ya hay más de 6.000 millones de dispositivos inteligentes en todo el mundo. La mayoría de ellos ni siquiera tienen una solución de seguridad y sus fabricantes por lo general no producen ninguna actualización de seguridad o firmware nuevo. Esto significa que hay millones y millones de dispositivos potencialmente vulnerables, quizás incluso dispositivos que ya han sido comprometidos.

“La botnet Mirai demostró que los dispositivos inteligentes pueden dar a los ciberdelincuentes lo que necesitan, con un número de dispositivos que puede llegar a alcanzar miles de millones. Varios analistas han pronosticado que para 2020, se podría crecer a entre 20 y 50 millones de dispositivos», señala Vladimir Kuskov, experto en seguridad de Kaspersky Lab.

Fuente: itreseller

Publicado el

¿Por qué mi móvil carga en el USB del ordenador y no con su cargador? #tecnologia #curiosidades

Las baterías de los móviles tienen su propia historia. De hecho, no hay un componente más controvertido que este. Por un lado es vital para la vida de nuestro smartphone, y por el otro se tiende a escatimar su tamaño en mAh consiguiendo que la citada vida sea menor que la de una mosca. Y si nos metemos en todo lo que implica su carga…

Dejando de lado los mitos con la batería, a los que ya les dediqué un artículo, existen cientos de problemas en torno a la carga que podrían protagonizar una película de misterio. Entre ellos uno muy recurrente: ¿por qué mi móvil no carga con el cargador y sí cuando lo conecto al puerto USB de, por ejemplo, un ordenador? Hay muchas explicaciones, pero las principales son dos: el cargador se ha estropeado o no es el adecuado.

El cargador entrega una potencia incorrecta, es inestable o se ha estropeado

Con la carga rápida tenemos cargadores, cables y smartphones que deben mantenerse dentro de un estándar para que la carga sea segura. Ya sabemos lo que puede ocurrir de no darse las condiciones idóneas de carga, por lo que no es cuestión de tomárselo a broma.

Dependiendo de los cargadores, estos entregarán un máximo de potencia en vatios que irán modulando en base a variar el voltaje y amperaje. Como los móviles no están preparados para conectarse a todos los cargadores es probable que tu smartphone deje de cargar al detectar que la potencia entregada por el cargador es excesiva.

El móvil y el cargador negocian el tránsito de electricidad para que en todo momento sea la carga sea la adecuada. Si ves que tu móvil no carga al enchufarlo al cargador es porque no es apto para el dispositivo o porque se ha estropeado. En el caso de que antes funcionase lo más probable es que haya ocurrido lo segundo.

¿Por qué el móvil sí carga al conectarlo al USB de un ordenador?

Ya hemos visto cómo un cargador puede entregar más o menos potencia en función de su capacidad para modular el voltaje y el amperaje: el móvil no cargará si detecta que la potencia de la carga pone en riesgo la batería y, por extensión, al dispositivo. Pero la cosa cambia cuando conectas el smartphone al USB de un ordenador.

La carga de salida de un USB es estándar y de baja potencia. Lo habitual es que esta salida USB de un ordenador (y cualquier otro dispositivo) se sitúe en los 5 voltios y 0,5 amperios; lo que da una potencia de 2,5 vatios (basta con multiplicar el voltaje y el amperaje). Al ser una potencia baja no existe riesgo de sobrecalentamiento ni para la batería ni para el cable. Y el móvil, al encontrarse en una situación de seguridad, aceptará cargarse sin problemas. Siempre a carga lenta, por supuesto.

Siempre es preferible cargar el móvil con el cargador que venía de serie o, en su defecto, utilizar uno genérico que respete el voltaje y amperaje de salida. Si tu smartphone es compatible con carga rápida adquiere un cargador y cable que admita su tecnología. QuickCharge, DASH, Adaptive… Cada marca puede tener la suya.

Cuando el móvil no carga debes comprobar paso por paso dónde está el error. Nunca desmontes el cargador, utiliza cargadores de características similares al original y, de no ser posible otro tipo de carga, utiliza la carga lenta del USB de un ordenador. Asegurar los elementos de carga es asegurar la vida de tu móvil.

Fuente: El Android Libre

Publicado el

Qué velocidad de conexión necesitas para ver #Netflix en HD y Ultra HD

Hoy te vamos a decir qué velocidad de conexión necesitas para ver Netflix en sus varias resoluciones. De esta manera, dependiendo de tu conexión podrás saber si merece la pena poder ver los contenidos en una resolución mayor o si es mejor configurarlos en otra resolución inferior para poder verlos con mejor fluidez.

Te lo vamos a explicar partiendo de las propias recomendaciones que ofrece Netflix en su web. También te vamos a explicar alguna que otra excepción que te puedes encontrar, como los problemas de los usuarios de Movistar para ver el contenido con las resoluciones que debieran con la banda ancha que tienen contratada.

Tienes que tener en cuenta que Netflix ofrece diferentes tarifas con diferentes resoluciones. Con el plan básico de 7,99 euros sólo tienes una resolución máxima de SD, con el estándar de 9,99 euros tendrás calidad máxima de HD, y con el plan premium de 11,99 euros puedes disfrutar de la resolución Ultra HD.

Qué conexión necesitas para cada resolución

Cuanto más resolución tenga un capítulo de serie o película que quieras ver más grande será el archivo a reproducir, por lo que más ancho de banda vas a necesitar para poder verlo correctamente. A continuación tienes la lista con los megas que necesitas tener de velocidad de descarga para cada resolución.

Calidad Resolución Ancho de banda Consumo por hora
SD 480p 3 megabits por segundo Alrededor de 0,7 GB por hora
HD Hasta 1080p 5 megabits por segundo Alrededor de 3 GB cada hora
UltraHD 4K 25 megabits por segundo Alrededor de 7 GB por hora

Tienes que tener en cuenta algunas cosas con estas resoluciones. Por ejemplo, la calidad HD va de 720p a 1080p dependiendo del navegador o el dispositivo en el que lo reproduzcas. Además, la calidad Ultra HD sólo se puede disfrutar en los dispositivos compatibles. Además, dependiendo de dónde tengas el router puede que no te llegue al dispositivo donde vayas a reproducirlo toda la velocidad que tienes contratada.

Con velocidades inferiores el contenido se verá con peor calidad de lo que debería. Si no estás seguro de tu velocidad o si estás experimentando problemas, lo mejor es establecer el ajuste de calidad de vídeo en automático para que Netflix te ponga una u otra resolución dependiendo de la velocidad que detecte en tu red.

También es importante que seas muy consciente de estos consumos si vas a utilizar Netflix en un dispositivo móvil. Sobre todo si vas a usar el 4K, no vaya a ser que te pulas toda tu tarifa en quince minutos de capítulo.

¿Qué pasa con Movistar?

Netflix publica en su web una lista en la que muestra la velocidad con la que se distribuye el contenido de Netflix en cada una de las operadoras de España. En ella, el último lugar lo ocupa Movistar, lo que quiere decir que con los mismos megas contratados un usuario de Movistar podría tener peor calidad de imagen que un usuario de otra operadora.

En este aspecto, los usuarios son los que sufren las consecuencias mientras Netflix deja caer que Movistar lo hace a posta y la operadora se defiende diciendo que cumple con la ley. El resumen definitivo es que si eres cliente de esta operadora posiblemente necesites más megas de los que indicamos en la lista de este artículo para ver correctamente cada una de las resoluciones.

Cómo saber cual es tu velocidad

Hay ocasiones puntuales en las que los operadores no terminan de llevarte la velocidad que tienes contratada. Si no estás viendo Netflix con la calidad que crees que deberías y quieres comprobar tu ancho de banda para ver si se ajusta a la resolución que estás intentando ver, lo mejor es que utilices nuestro post sobe cómo medir la velocidad de tu conexión a Internet para salir de dudas.

Fuente: xataka

Publicado el

Kasparov: «El mundo debería recibir con los brazos abiertos a la #inteligenciaartificial «

Hay quien avisa de que la inteligencia artificial es una amenaza para el futuro de la raza humana, pero otros creen que las posibilidades que nos brinda esta disciplina son enormes. Uno de los que lo dicen —y sabe un poco de lo que habla— es Garri Kasparov, ex-campeón del mundo de ajedrez.

Kasparov fue derrotado al ajedrez por aquel supercomputador llamado Deep Blue que planteó ese debate sobre la supremacía de las máquinas, y ahora, años después, defiende que todo lo que está pasando en la actualidad en este ámbito no es más que el progreso, y nos debemos adaptar y acostumbrar a él.

De Deep Blue a AlphaGo

Esa superioridad de la inteligencia artificial se está viendo en otros ámbitos y demostraciones públicas. La más evidente ha sido la del motor AlphaGo desarrollado por Google DeepMind, que sorprendió a propios y extraños en un juego que requería mucha más «intuición» que fuerza bruta.

Alphago1

En una entrevista con la BBC el legendario gran maestro de ajedrez deja claro no obstante que su derrota por parte de Deep Blue no fue una victoria de la inteligencia artificial. Aquella máquina «era de todo menos inteligente».

Era tan inteligente como tu reloj despertador. Un reloj despertador muy caro, un reloj despertador de 10 millones de dólares, pero que seguía siendo un reloj despertador. Muy potente en fuerza bruta, con muy pocos conocimientos ajedrecísticos. Pero el ajedrez demostró ser vulnerable a la fuerza bruta. Podía ser vencido una vez que el hardware fuera lo suficientemente rápido, las bases de datos lo suficientemente grandes y los algoritmos lo suficientemente inteligentes.

Tenemos que adaptarnos a ese futuro

Para Kasparov aquella derrota no tiene mucho que ver con los avances que hemos visto en los últimos tiempos, y que deberían dejar clara no la amenaza que esta tecnología podría plantear, como algunos indican, sino todos los beneficios que sacaremos de ella.

Kasparov1

El gran maestro ruso hablaba en esa entrevista de lo inevitable que es que las máquinas y la inteligencia artificial nos suplanten en cada vez más tareas tanto profesionales como cotidianas.

A eso se le llama progreso. Las máquinas han sustituido a los animales de granja y a todo tipo de trabajos manuales, y ahora las máquinas van a suplantar a más partes no especializadas del conocimiento. Está pasando y no deberíamos alarmarnos por ello. Deberíamos tomarlo como un hecho sin más y mirar al futuro, intentando entender cómo podremos adaptarnos.

Fuente: xataka