Publicado el

Cuidado con la última actualización de Windows 10: puede provocar pantallazos azules

Las actualizaciones de Windows 10 siguen causando problemas a los usuarios. Esto no es ninguna novedad, si ya hubo numerosos equipos que se enfrentaron a fallos en las actualizaciones del pasado año, parece que con la de esta misma semana continuan, tanto que habrá ordenadores que no se actualizarán y siguen sumándose percances a Windows 10. 

Los problemas con los pantallazos azules se vienen sufriendo en actualizaciones desde principios del año pasado y no remitieron en la actualización de octubre. Percances con drivers, incompatibilidades con bugs y cualquier otra interferencia están trayendo de cabeza a los desarrolladores de Microsoft que no logran el perfecto funcionamiento de Windows 10.

La última actualización KB4489894 del 19 de marzo generó un conflicto con el bug EUDC, encargado de algunas fuentes de caracteres, y provocó que en muchos ordenadores saliese la pantalla azul. Este bug viene activo en Windows 10 y apenas se utiliza fuera de oriente, por lo que no existe problema si se carece de él y es recomendable desactivarlo. 

Se supone que en la siguiente actualización que haga Microsoft en abril vendrá un parche que arreglará los problemas surgidos en las de los últimos meses. Pero no son pocos los que miran al horizonte con cierto temor: parece que cada vez que se actualiza el sistema operativo se está jugando a la lotería.

Por el momento, Windows ha decidido parar las actualizaciones para algunos usuarios y seguramente reducirá el ritmo que lleva con idea de solucionar los problemas acaecidos durante los últimos tiempos.

Parches sobre parches y actualizaciones que solucionan los problemas de actualizaciones pasadas. A Microsoft le queda un largo camino hasta que muchos dejen de identificar su sistema operativo con los temidos pantallazos azules. Esperemos que invierta gran parte de sus esfuerzos en evitarlo.

Fuente: computerhoy

Publicado el

7 formatos de almacenamiento que quisieron ir más allá del disquette y fracasaron en el intento

El disco flexible o disquette primero y el CD-ROM después han sido protagonistas absolutos de los sistemas de almacenamiento removibles en nuestros ordenadores, pero ha habido otros muchos que intentaron suplir sus deficiencias y triunfar en el mercado.

Hoy hablamos de 7 de esos formatos casi perdidos y olvidados, que surgieron sobre todo durante el reinado del disquette de 5 y 1/4 y sobre todo el de 3,5 pulgadas, y que a pesar de sus virtudes -que las tenían- no tuvieron éxitos. ¿Cuáles recuerdas?

Disquete de 2 pulgadas

Muchas fueron las empresas que trataron de crear variaciones de los formatos existentes para ciertos dispositivos que requerían características específicas.

Lt1

Una de ellas fue Fujitsu, que a finales de los 80 creó sus disquettes de 2 pulgadas Fuji LT-1, dirigidos a cámaras de vídeo y que también lo intentaron en ordenadores como el Zenith Minisport. Lograban almacenar hasta 793 KB de datos, similares a los discos de doble cara y doble densidad de 3,5 pulgadas de la época.

Hitachi Micro Hamster

Hasta la propia Hitachi no pudo resistirse a usar una foto de prensa en la que un hámster se situaba al lado de una de estas microunidades de disco duro que tenían el formato de una tarjeta Compact Flash y discos con un diámetro de tan solo una pulgada.

Hamster

En 1992 la presentaron junto a IBM, y aunque iniciaron su lanzamiento con un modelo de 170 MB llegaron a lanzarse modelos de varios GB. El problema fue que las unidades Flash (sobre todo las Compact Flash de la época) no tardaron en igualar capacidad y prestaciones, además de poder encontrarse a precios más competitivos. Aún así llegaron a usarse en los iPod mini, por ejemplo.

Apple y su Twiggy

Cuando la empresa de Cupertino presentó su revolucionario (y carísimo) ordenador Lisa en 1983 lo hizo incluyendo dos unidades integradas de 5,25 pulgadas.

Twiggy

En ellas se usaba un formato propietario llamado «Fileware», aunque muchos acabaron refiriéndose a esos discos por su nombre en clave, «Twiggy», que contenían 871 KB de datos y eran versiones modificadas de los discos de 5,25 pulgadas tradicionales. Apple acabó descartándolos y usándo los discos de 3,5 pulgadas y 400 KB de capacidad de la unidad de Sony que usaron en los Lisa de 1984.

Sinclair ZX Microdrive

No todas estas unidades estaban pensadas para PCs, y de hecho Sinclair Research anunció en 1983 el lanzamiento del llamado ZX Microdrive, un cartucho para los célebres microordenadores ZX Spectrum.

455830 Sinclair Zx Microdrive

Estas unidades albergaban 85 KB de datos en ese formato de 1,3 pulgadasque en esencia eran una variación de las cintas de 8 pistas. Aunque la lectura y escritura eran mucho más veloces que los de las cintas de cassete, el formato no estaba muy pulido y acababa estropeándose rápido.

Cartuchos para el IBM PCjr ROM

Aunque los cartuchos eran más típicos de algunas consolas, hubo quien trató de adaptar el formato a los PCs de la época. Lotus, dominadora del mercado de las hojas de cálculo de la época, apostó por uno muy curioso.

455828 Ibm Pcjr Rom Cartridge

Se trataba de cartuchos para el IBM PCjr de 1984. La empresa Lotus creó una versión de Lotus 1-2-3 en este formato que cargaba más rápido y era sencilla de usar, pero su coste y su baja capacidad condenaron aquella idea.

Disquette de 3 pulgadas

El formato de 5,25 pulgadas imperaba cuando un consorcio de empresas lideradas por la japonesa Matsushita trataron de dar un relevo al formato con el Compact Floppy de 3 pulgadas que presentaron en 1983.

455824 3 Inch Compact Floppy

Este formato contaba con una capacidad de 140 KB por cara, y llegaron a tener cierta popularidad en los ordenadores Amstrad, pero acabaron desplazados por otros formatos como el de los disquettes de 3,5 pulgadas que se convirtieron en el estándar del mercado.

Tarjeta óptica de Canon

Los CD-ROMs comenzaban a mostrar sus garras cuando a Canon se le ocurrió aprovechar esa tecnología no en discos, sino en tarjetas: es así como lanzaron sus Tarjetas Ópticas.

455823 Canon Optical Card

Estas tarjetas almacenaban 2 MB de datos en una capa óptica que se podía escribir una vez para luego no ser modificada (como un CD-R), y aunque se intentó usar como sistema de registro de datos médicos a principios de los 90, nunca llegó a cuajar.

Fuente: xataka

Publicado el

Los ciberdelincuentes ya están explotando el fallo de WinRAR, y debes actualizar

Hace un mes se descubrió un importante fallo de seguridad de WinRAR que podría haber dejado en peligro a más de 500 millones de usuarios en todo el mundo. Este fallo ya se está explotando por ciberdelincuentes, y debes actualizar ya a la última versión para estar a salvo.

Las recientes informaciones aseguran que aún la inmensa mayoría de los usuarios no han actualizado su versión antigua de WinRAR. Esto es un gran peligro para ellos dado que ya existen “más de 100 exploits y subiendo” que se mueven en Internet para infectar a los usuarios que aún no han actualizado a la última versión.

Como WinRAR es el programa de compresión de datos más antiguo y popular que hay en Internet, es bastante probable que lo tengas en tu ordenador. De esta manera, si no actualizaste hace un mes, debes hacerlo ya mismo porque existen multitud de ciberdelincuentes organizados que están aprovechando este fallo.

Lo único que tienes que hacer es acceder a la página oficial de WinRARy pulsar sobre el botón azul de “descargar WinRAR”. Simplemente ejecuta el archivo descargado y tendrás ya la última versión de WinRAR en tu sistema operativo, con lo que estarás protegido. 

El problema que existe con este tipo de ataques es que el usuario, en términos generales, siempre se despreocupa de tener actualizados todas sus aplicaciones. Sin embargo, este fallo de WinRAR es tan grave y sencillo de aprovechar, que es necesaria su actualización.

Fuente: computerhoy

Publicado el

Un extraño virus deja a un buque de guerra estadounidense en cuarentena durante 2 meses

  • Una infección viral similar a las paperas ha dejado en cuarentena durante dos meses al USS Fort McHenry, un barco de la Marina estadounidense que se encontraba en el Golfo Pérsico, tal y como ha informado la CNN.
  • De momento, 25 de los 700 tripulantes han sido diagnosticados con parotiditis. «Ninguno de los casos es extremadamente grave, por lo que se espera que todos los pacientes diagnosticados se recuperen pronto», señala la Quinta Flota de los Estados Unidos en un comunicado enviado a Business Insider.
  • Una infección similar a las paperas ha dejado en cuarentena durante dos meses al USS Fort McHenry, un barco de la Marina estadounidense que se encontraba en el Golfo Pérsico, tal y como ha informado la CNN. Concretamente, los tripulantes han sido diagnosticados de parotiditis, una enfermedad viral.

De momento, 25 personas han sido tratadas para intentar paliar los síntomas de esta enfermedad desde el pasado diciembre. Los enfermos se encuentran actualmente en cuarentena dentro del barco en unas áreas limpias y desinfectadas.

Ningún militar ha sido evacuado hasta el momento, pero es extraño que los barcos de la Marina estadounidense no se acerquen a ningún puerto durante dos meses, tal y como señala la CNN. Ninguno de los casos es extremadamente grave, por lo que se espera que todos los pacientes diagnosticados se recuperen pronto», señala la Quinta Flota de los Estados Unidos en un comunicado enviado a Business Insider. Desde que se detectó el primer caso el pasado diciembre, 24 de los 25 pacientes han vuelto a sus tareas habituales.

Leer más: Esta es la técnica para conseguir quedarse dormido en 2 minutos que usa el ejército estadounidense

La Marina de Estados Unidos ha comunicado a Business Insider que, efectivamente, los atraques en los puertos han sido cancelados hasta que la situación esté bajo control. Además, para prevenir cualquier tipo de contagio masivo, los 700 miembros de la tripulación serán vacunados de sarampión, paperas y rubeola.

La parotiditis es una inflamación de las parótidas debido a una infección causada por un virus que hace que se inflamen las glándulas salivares, por lo que es posible que se hinchen ambos lados de la cara — algo típico cuando se sufre de paperas, una enfermedad que se puede prevenir a través de una vacuna.

El Fort McHenry, que lleva elementos de la 22ª Unidad de Expedición de la Marina, está operando actualmente en el Golfo Pérsico. Un equipo médico militar especializado en cuidados preventivos se desplazará especialmente hasta el barco para cuidar la salud de la tripulación.

Un portavoz de la Marina de EE. UU. ha señalado a Business Insider que el barco es como un dormitorio de universidad o un vestuario, en el que la gente convive con gran proximidad, por lo que las enfermedades entre la tripulación se propagan con relativa facilidad— aunque reconoce que esta situación es un tanto inusual. Eso sí, ha querido recalcar que la situación está bajo control.

Como solo un grupo reducido de personas se han visto afectadas por el virus,las rutinas se han seguido realizando con una leve modificación de los horarios.

La CNN ha señalado que la Marina no había hecho mención del brote a bordo del Fort McHenry hasta que se le preguntó específicamente por ello.

Fuente: hipertextual

Publicado el

El paladio ya es más caro que el oro: por qué este metal precioso es tan valioso para nuestros coches y dispositivos electrónicos

El paladio nunca ha sido un metal barato. Es escaso y tiene un sinfín de aplicaciones, y en estas circunstancias son las leyes del mercado las que mandan. La escasa oferta y la importante demanda solo pueden acarrear una consecuencia: su precio necesariamente será alto. Aun así, que a principios del pasado mes de enero haya conseguido superar el precio del oro, algo que no sucedía desde 2002, y se haya colocado como el metal precioso más cotizado del planeta, sorprende.

Sí, el paladio es escaso, pero… ¿por qué es tan valioso? Sencillamente, porque sus propiedades fisicoquímicas lo hacen idóneo para ser utilizado en los catalizadores de los coches de gasolina y diésel. Y también en los condensadores y otros componentes de nuestros dispositivos electrónicos. Estas son las dos aplicaciones más frecuentes, pero tiene otras también importantes. Hay quien incluso asigna a este metal un rol esencial en ese bonito sueño que es la fusión fría, y que, por el momento, no tiene visos de hacerse realidad. Al menos a medio plazo. Estas son algunas de las razones por las que merece la pena que conozcamos un poco mejor el paladio.

Un metal precioso por derecho: qué es y dónde se encuentra

El paladio es un elemento químico con número atómico 46, lo que significa que un átomo de este elemento tiene 46 protones en su núcleo y otros tantos electrones orbitando en torno a él. La coincidencia entre el número de protones, que tienen carga eléctrica positiva, y el de electrones, que tienen carga eléctrica negativa, es una propiedad que provoca que la carga eléctrica global del átomo sea neutra. El símbolo que nos permite localizarlo en la tabla periódica de elementos es Pd, y forma parte del grupo del platino, que está constituido por seis metales, debido a que sus propiedades fisicoquímicas son muy similares.

Su color plateado y su escasez han provocado que desde la antigüedad el paladio haya sido considerado un metal precioso, pero lo que lo hace tan apreciado más allá de su aspecto son sus propiedades. Y es que en contacto con el aire no se oxida, es blando y maleable, es el metal del grupo del platino menos denso y con el punto de fusión más bajo, y, lo que es mucho más sorprendente, es capaz de absorber unas cantidades enormes de hidrógeno molecular (H2) a temperatura ambiente.

Precisamente, esta última propiedad es la que en gran medida lo coloca como el candidato ideal para ser utilizado en los catalizadores de los coches, como veremos en la siguiente sección del artículo, debido a que puede absorber hasta 900 veces su propio volumen en hidrógeno molecular. No es necesario que profundicemos mucho más en las propiedades fisicoquímicas de este elemento, pero nos viene bien tener unas ligeras nociones acerca del carácter químico del paladio porque pueden ayudarnos a entender por qué resulta tan valioso para algunas industrias, como la automovilística o la electrónica, entre otras.

El paladio tiene una propiedad muy interesante: es capaz de absorber hasta 900 veces su propio volumen en hidrógeno molecular. Esto es lo que lo hace especial

Solo un apunte más antes de dejar la química atrás: en la naturaleza podemos encontrarlo bajo la forma de siete isótopos, seis de ellos estables, y, por tanto, no radiactivos. Los isótopos son átomos que pertenecen a un mismo elemento químico, por lo que tienen el mismo número de protones, pero difieren en el número de neutrones, lo que provoca que su masa sea distinta. Curiosamente, las propiedades químicas de los isótopos son las mismas, pero sus propiedades físicas no son idénticas como consecuencia de su distinta masa atómica.

Ya tenemos algunas nociones acerca de las propiedades fisicoquímicas del paladio que nos ayudan a intuir por qué es un metal valioso, pero aún tenemos pendiente confirmar que realmente es escaso. En la naturaleza casi siempre se encuentra bajo la forma de aleaciones con otros metales del grupo del platino, como el propio platino, el rodio o el rutenio, e, incluso, en aleación con el oro. El problema es que para obtener una pequeña cantidad de paladio es necesario procesar cantidades enormes de mineral, lo que encarece aún más su obtención. Eso sí, la buena noticia es que debido a que suele encontrarse junto a otros metales valiosos, como los que he mencionado en este mismo párrafo, el níquel o el cobre, el esfuerzo que es necesario llevar a cabo para extraerlo y procesarlo se ve recompensado por la posibilidad de obtener varios metales muy apreciados.

Los depósitos de paladio más abundantes que se conocen están en los montes Urales, lo que explica que actualmente Rusia produzca aproximadamente el 50% del paladio que podemos encontrar en el mercado mundial. Otros países que también tienen minas importantes de este metal son Sudáfrica, Canadá, Estados Unidos, Etiopía y Australia, que se reparten el 50% restante. Si sumamos su escasez, su costoso procesado y el hecho de que está en manos de unos pocos países, es fácil intuir por qué es tan caro, actualmente más incluso que el oro.

Un apunte curioso es que es posible obtener paladio en los reactores de fisión nuclear actuales a partir de los desechos del combustible nuclear, pero el elevado nivel de radiación emitida por este material y su complejo procesado han provocado que este método de producción no se utilice.

Sin él los autos de gasolina contaminarían mucho más

Como he mencionado en los primeros párrafos del artículo, una de las aplicaciones más importantes que tiene el paladio actualmente consiste en revestir la malla cerámica que incorporan los catalizadores, o convertidores catalíticos, instalados tanto en los coches de gasolina como en los modelos diésel, aunque a estos últimos han llegado más tarde. En el ámbito de la química un catalizador es una sustancia que, debido a sus propiedades, es capaz de acelerar una reacción química sin que su masa se vea alterada durante este proceso, conocido como catálisis.

Unas líneas más arriba hemos visto que el paladio tiene la curiosa capacidad de absorber grandes cantidades de hidrógeno molecular, un gas inflamable, inodoro e incoloro que contiene moléculas constituidas por dos átomos de hidrógeno. En los catalizadores de los coches no se utiliza únicamente paladio; también pueden usarse los otros metales del grupo del platino, como el propio platino o el rodio, con los que el paladio comparte unas propiedades químicas similares. En cualquier caso, su capacidad de absorción de las moléculas de hidrógeno permite utilizar el paladio para reducir notablemente la cantidad de gases nocivos que expulsan los motores de combustión interna.

Los convertidores catalíticos de los coches consiguen reducir mucho la emisión de gases contaminantes

Gracias al paladio y a los otros metales del grupo del platino los catalizadores de nuestros coches consiguen neutralizar las emisiones de monóxido de carbono (CO) e hidrocarburos, transformándolos en dióxido de carbono (CO2) y vapor de agua (H2O). Al mismo tiempo, los óxidos de nitrógeno (NOx) se disocian en nitrógeno molecular (N2) y oxígeno (O2), dos gases que forman parte del aire que respiramos. Un detalle importante es que para que este proceso funcione es necesario que la temperatura de los elementos que intervienen en la reacción sea de al menos 426 grados centígrados, por lo que es necesario alojar el catalizador lo más cerca posible del colector de escape, que está formado por los tubos que recogen los gases de escape fruto de la combustión en el interior de los cilindros del motor.

Como acabamos de ver, los convertidores catalíticos son unos aliados muy valiosos, y, sobre el papel, parece que deberían ser capaces prácticamente de evitar que los coches contaminen. Y no es así. Sobre la eficiencia de los catalizadores podríamos hablar largo y tendido, pero lo que nos interesa en este artículo es saber que cuando son nuevos y se encuentran en las mejores condiciones posibles su eficiencia es muy alta (cercana al 99%), y decae algo con el uso. La eficiencia mide la capacidad con la que un convertidor catalítico transforma los gases nocivos en gases inocuos, o, al menos, en sustancias mucho más respetuosas con el hombre y el medio ambiente, así como la habilidad con la que almacena oxígeno.

Para que el convertidor catalítico trabaje en óptimas condiciones y su eficiencia no se resienta es necesario monitorizar y actuar sobre la mezcla del combustible, un proceso en el que ejerce un papel muy importante la sonda lambda. Este último elemento es un sensor que evalúa en tiempo real la calidad de la combustión y proporciona información a la centralita de la inyección electrónica para que pueda regular la mezcla. Normalmente se considera que un catalizador con una eficiencia igual o superior al 92% realiza un buen trabajo, pero si decae por debajo de este valor es una buena idea revisar el sistema de filtrado de sustancias contaminantes de nuestro coche.

Este es el rol del paladio en la electrónica de consumo

Las aplicaciones del paladio van mucho más allá de su uso como elemento central en los convertidores catalíticos de nuestros coches. En electrónica de consumo también es un elemento muy apreciado por su versatilidad. Esta industria le ha dado varias aplicaciones, pero una de las más relevantes consiste en utilizarlo, normalmente en aleación con la plata, en los electrodos de los condensadores de múltiples capas de cerámica. Un condensador es un componente eléctrico que es capaz de almacenar energía potencial bajo la forma de un campo eléctrico.

Muchos dispositivos electrónicos usan condensadores cerámicos multicapa con electrodos de aleación de paladio y plata

La mayor parte de ellos tiene una estructura relativamente sencilla: dos placas de material metálico capaz de conducir la electricidad, denominadas electrodos, separadas por un material aislante. Este último es el dieléctrico, un componente con una conductividad eléctrica muy baja, que, por tanto, se comporta como un aislante. Esta estructura es, precisamente, la que permite al condensador almacenar carga eléctrica. El paladio interviene en la composición de los electrodos, y la cerámica se utiliza en estos condensadores como dieléctrico. Actualmente podemos encontrar condensadores cerámicos multicapa en muchos de los dispositivos electrónicos que utilizamos en nuestro día a día, como las placas base de nuestros ordenadores, los televisores o los equipos de sonido.

El paladio también se usa con frecuencia, normalmente en aleación con el níquel, como revestimiento de las zonas de contacto entre componentes eléctricos, aunque en esta aplicación compite con el rodio, que, como hemos visto, es uno de los metales del grupo del platino con los que comparte algunas de sus propiedades fisicoquímicas. Otra aplicación habitual de este elemento químico son los paneles de soldadura, especialmente los utilizados en joyería, debido a su robustez y durabilidad.

El paladio y la fusión fría

La demanda de este elemento químico va más allá de las industrias automovilística y de la electrónica de consumo. El paladio es muy popular en joyería como alternativa a la plata y el oro blanco, en fotografía por su capacidad de ser utilizado en las emulsiones que facilitan el revelado de la película fotográfica y en electroquímica debido a su habilidad a la hora de absorber enormes cantidades de hidrógeno a temperatura ambiente y con una presión atmosférica normal. Pero lo más sorprendente es que también es un elemento al que han recurrido durante las últimas décadas varios científicos para intentar demostrar que la fusión fría es posible.

Esta técnica, la fusión fría, aspira a recrear una fuente de obtención de grandes cantidades de energía por medio de la fusión de núcleos atómicos en condiciones de temperatura y presión cercanas a las del ambiente ordinario. Los reactores de fusión nuclear experimentales en los que trabajan actualmente los científicos, como ITER, necesitan que el plasma alcance una temperatura cercana a los doscientos millones de grados Celsius para que los núcleos de deuterio y tritio se fusionen, dando lugar a un núcleo de helio y un neutrón de alta energía, y liberando una enorme cantidad de energía durante este proceso.

Hasta ahora los experimentos que han intentado demostrar la viabilidad de la fusión fría no han podido ser replicados, por lo que esta estrategia ha quedado desprestigiada

Como podemos imaginar, manejar un plasma con una temperatura tan alta conlleva retos de una envergadura enorme, además de que la energía que es necesario invertir para calentarlo es muy importante. Esto es, precisamente, lo que pretende evitarnos la fusión fría. Así que, efectivamente, sobre el papel pinta realmente bien. El paladio ejerce un rol central en esta estrategia porque su enorme capacidad de absorción de hidrógeno, en teoría, puede llegar a provocar, si se dan las condiciones apropiadas, que los núcleos atómicos se acerquen lo suficiente para que la interacción nuclear fuerte entre en acción y los fusione, liberando en este proceso energía.

Este es, grosso modo, el argumento al que han recurrido durante las últimas décadas varios científicos para asegurar que habían conseguido recrear en su laboratorio la tan ansiada fusión fría. Dos de los casos que tuvieron más repercusión debido a la talla de los científicos involucrados en ellos fueron el de los electroquímicos Martin Fleischmann, británico, y Stanley Pons, estadounidense, en 1989, así como la demostración del físico japonés Yoshiaki Arata y su equipo, en 2008. Todos ellos recurrieron, entre otros elementos químicos, al paladio, y afirmaron haber llevado a cabo la fusión fría con éxito.

El problema es que sus experimentos no pudieron ser replicados a posteriori por otros equipos de investigación, una condición inexcusable para dar como válido su logro, por lo que la fusión fría fue perdiendo interés. Desde entonces otros científicos han hecho esfuerzos muy importantes para entender los experimentos que giran alrededor de las reacciones nucleares de baja energía, y los últimos hallazgos reflejan que lo que realmente sucede no es que los núcleos atómicos se fusionen entre sí, sino que los protones y los electrones interaccionan dando lugar a nuevos neutrones. En cualquier caso, es una línea de investigación interesante y es probable que nos depare alguna sorpresa durante los próximos años.

Fuente: xataka

Publicado el

OMRON desarrolla tecnología para que robots y humanos trabajen en armonía

Durante el pasado CES en Las Vegas, OMRON presentó sus últimas novedades en productos de automatización, entre ellos destacaron especialmente sus robots colaborativos de la serie TM, con la finalidad de crear un entorno en el que humanos y máquinas trabajen en armonía.

Ante las exigencias siempre cambiantes en los procesos de producción, la automatización permite programar las tareas más sencillas y monótonas para que sean realizadas por robots y las personas dediquen su tiempo y su mente a tareas más creativas.

Uno de los productos más atractivos presentados por OMRON en el CES fue el robot Forpheus, que usa inteligencia artificial, sensores, controladores y cámaras con la más alta tecnología. Forpheus ha sido programado para jugar ping-pong, en un claro ejemplo de acción-reacción a los movimientos de los humanos, lo que nos da una muestra contundente de la convivencia entre hombre y máquina.

Esta tecnología, trasladada a los procesos de producción, dan como resultado los robots colaborativos de la serie TM, cuyas tres principales características son:

  • Interfaz de programación intuitiva
    Basada en un diagrama de flujo y fácil de aprender, permite reducir considerablemente los tiempos de instalación y configuración en comparación con los robots tradicionales. Puede entrenarse fácilmente para realizar casi cualquier tarea repetitiva en cualquier ubicación gracias a su función de aprendizaje manual, que permite a los operadores enseñarle al robot guiándolo con las manos sin necesidad de un software.
  • Sistema de visión integrado en el brazo.
    Que incluye visión e iluminación con funciones de detección de imágenes, reconocimiento de patrones, lectura de código de barras e identificación de color, lo que facilita las aplicaciones de inspección, medición y clasificación.
  • Cumple con los requisitos de seguridad especificados en la norma ISO 10218-1 e ISO/TS 15066
    Estas normas facilitan la cooperación hombre-máquina y pueden utilizarse sin la necesidad de las vallas de seguridad industrial que requieren otros robots. Esta colaboración armónica entre humanos y robots reduce considerablemente los tiempos de instalación.

La serie TM de Omron permite una instalación sencilla del robot, para realizar tareas como empaquetado, atornillado, recoger y colocar productos en bandejas o recipientes y conectar los procesos con los robots móviles autónomos.

Los robots colaborativos pueden ser utilizados en cualquier industria de manufactura automotriz, alimentos y bebidas, farmacéutica o electrónica, su interacción con las personas ayuda a evitar errores y lograr una mayor calidad y productividad.

Con diversas funcionalidades de visión y un entorno de programación sencillo e intuitivo, OMRON facilitará aún más una fabricación segura, flexible y colaborativa entre humanos y máquinas.

Fuente: hipertextual

Publicado el

USB 4 estará basado en Thunderbolt y ofrecerá sus ventajas

El USB Implementers Forum (USB-IF), la organización sin ánimo de lucro que promueve y da soporte a la tecnología USB (Universal Serial Bus), ha anunciado hoy oficialmente la especificación USB 4, la próxima generación de la tecnología USB. El nuevo estándar ofrecerá las ventajas que Thunderbolt 3 pero no llegará hasta 2021. 

Si hace solo unos días el USB-IF nos informaba de que ya está aquí el nuevo USB 3.2 y que los viejos USB 3.0 y 3.1 cambian de nombre, ahora el organismo nos presenta el nuevo USB 4, que será la próxima versión del conector. Si bien el borrador de la nueva especificación no será oficial hasta que se publique a mediados de año, el informe inicial revela las características del USB 4, así que vamos a repasarlas. 

De acuerdo con la publicación de USB-IF, la arquitectura del USB 4 se basa en la especificación del protocolo Thunderbolt de Intel. «Se duplica el ancho de banda del USB y permite múltiples protocolos de datos y visualización simultáneos», declara la organización.

Según podemos leer en el informe, estas son las principales características del USB 4:

  • Velocidad máxima de 40 Gbps con cables certificados, frente a los 20 Gbps de la versión actual USB 3.2. Esta velocidad la ofrece desde 2015 el conector Thunderbolt de Intel. 
  • Funcionamiento en dos carriles utilizando cables USB Tipo C existentes certificados.
  • Soporte para múltiples protocolos de datos y visualización para compartir el ancho de banda total disponible de manera eficiente. 
  • Compatibilidad con USB 3.2, USB 2.0 y Thunderbolt 3. 

Por lo tanto, nos encontramos con que USB 4 ofrecerá las mismas características que ya podemos encontrar en Thunderbolt 3. Inicialmente, Apple utilizaba en exclusiva este conector todo-en-uno en el MacBook Pro, pero a mediados de 2017 Intel anunció que eliminaría las licencias de Thunderbolt 3 y que sería gratis para todo el mundo. Con el nuevo USB 4, la compañía finalmente cumple con esta promesa. 

El USB-IF señala que publicará la especificación completa a mediados de 2019, y pasará aproximadamente otro año y medio desde la publicación hasta que los fabricantes empiecen a producir dispositivos con USB 4. Por lo tanto, hasta 2021 no podremos disfrutar de las ventajas de la nueva versión de USB.

Fuente: computerhoy

Publicado el

Discos de rescate para usuarios y administradores de Windows

Los discos de rescate son la ayuda definitiva cuando Windows u otro sistema operativo deja de funcionar correctamente o directamente no arranca o lo hace mostrando repetidos mensajes de error.

Windows cuenta con su propia partición de ayuda y permite crear discos de rescate para situaciones comprometidas. Es más, para usuarios avanzados y administradores de sistemas hay una versión más completa conocida como DaRT o Diagnostics and Recovery Toolset.

Veamos algunos de los discos de rescate más completos para situaciones de emergencia, ideales para usuarios avanzados y administradores de IT.

Hiren’s BootCD

Uno de los discos de rescate no oficiales más populares es Hiren’s BootCD, un disco de rescate basado en Windows 10 PE, más algunas herramientas adicionales.

Desde el entorno gráfico de Windows precargado en un DVD o USB, Hiren’s BootCD nos permite ejecutar herramientas para arreglar particiones y unidades de disco, recuperar archivos perdidos, buscar y eliminar virus, recuperar la contraseña de Windows, analizar el estado físico del disco principal o del resto de componentes, etc.

El autor de Hiren’s BootCD dejó de mantener este disco de rescate, pero su comunidad de usuarios lo sigue cuidando. Siguiendo estas instruccionespodemos crear un pendrive arrancable con Hiren’s BootCD u optar por la versión clásica del DVD.

MediCat USB

Basado en Linux, MediCat USB es un disco de rescate que se autodefine como una alternativa a Hiren’s Boot.

Entre sus particularidades, permite arrancar una versión básica de Windows 10 para realizar las tareas de rescate y reparación u optar por Linux. Desde el menú de arranque también es posible elegir una tarea concreta, como buscar virus con Malwarebytes, restaurar la contraseña de Windows, analizar la integridad del disco, etc.

Arrancando desde la opción Mini Windows 10, podremos ejecutar programas de Windows preinstalados o descargados y así resolver cualquier problema que nos hayamos encontrado en nuestra computadora.

SystemRescueCD

Pocas presentaciones necesita SystemRescueCD, un clásico de los discos de rescate basados en Linux y que está especializado en recuperar arranques dañados y acceder de nuevo a particiones y unidades a las que no tengamos acceso desde Windows.

SystemRescueCD se puede instalar en un CD o en una memoria USB para arrancar el PC desde ahí. Por lo demás, su menú de arranque ofrece varias opciones para realizar tareas concretas.

Desde un escritorio gráfico estándar, podremos ver las particiones disponibles, arreglar el arranque, navegar por la web en busca de soluciones, ejecutar órdenes en el terminal, etc. Opcionalmente, también es posible realizar tareas de reparación vía texto desde el menú de arranque.

Con ayuda de su manual, en inglés, encontraremos respuestas a cualquier duda que podamos tener sobre este disco de rescate clásico que se sigue actualizando a día de hoy.

All in One – System Rescue Toolkit

Otro práctico disco de rescate basado en Linux es All in One – System Rescue Toolkit, pensado para recuperar y arreglar computadoras con Windows en cualquiera de sus versiones.

Por su tamaño podemos instalarlo en un CD y técnicamente también podemos crear un pendrive o stick USB para iniciar All in One desde ahí. En este sentido, tendremos dos opciones, un escritorio Linux o una versión básica de Windows.

En la lista de herramientas que encontraremos en All in One hay un gestor de particiones, antivirus, recuperador de contraseñas de Windows, navegador web, análisis del hardware, etc. Sólo hay que moverse por las pestañas de su ventana principal y ver las aplicaciones y opciones disponibles.

Fuente: hipertextual

Publicado el

Apple quiere usar la pantalla OLED de sus próximos iPhone como si fuera un altavoz

Las pantallas OLED de los nuevos iPhone podrían tener un uso muy particular si prospera una patente presentada por Apple.

El LG G8 ThinQ es capaz de que la superficie de la pantalla OLED pueda generar sonido actuando como una especie de diafragma de altavoz. Esta tecnología lo que hace es que vibre toda la superficie de la pantalla para conseguir un mayor rendimiento en el apartado sonoro, algo que Apple parece que ya había pensado hace tiempo.

Y es que se ha descubierto una nueva patente de Apple en la Oficina de Marcas y Patentes de Estados Unidos relativa a una tecnología muy similar a la Crystal Sound OLED Stereo Speaker del mencionado LG G8 ThinQ, pero yendo un poco más lejos.

Patente Apple

Y es que mientras la implementación sonora en pantalla del LG es solo para el audio en las llamadas telefónicas, la nueva patente de Apple quiere llevar esa idea para cualquier tipo de sonido. Para ello se haría uso de todo el anillo alrededor de la pantalla del dispositivo para impulsar el sonido.

Tampoco sabemos si esta patente finalmente se verá en un futuro, pero al menos los de Cupertino ya se han cubierto las espaldas por si finalmente pudieran usar esta tecnología en los futuros iPhone.

Fuente: computerhoy