Si has usado alguna de las VPN que mencionamos en las siguiente líneas lo mejor es que revises tus cuentas y contraseñas porque puedes estar expuesto.

A la hora de navegar algunos usuarios prefieren hacerlo utilizando una VPN. Esta forma de navegar, en principio, es mucho más segura ya que oculta los datos de navegación a las páginas web que se visitan o consultan durante la navegación. Pero, ¿qué ocurre cuando esto no es así? Pues, lo cierto, es que nada bueno.

En el día de hoy ha saltado una noticia bastante impactante y, es que, 21 millones de usuarios han visto sus datos filtrados en Telegram por el hecho de hacer uso de VPN gratuitas. Sí, básicamente por querer ser precavidos y mantener una total seguridad han acabado en una situación bastante complicada.

¿Cómo ha pasado esto? Lo cierto es que no es algo nuevo, pero ahora ha llegado al gran público. Para conocer la historia hay que remontarse hasta el 2021 y visitar la DarkWeb. En este punto de encuentro para un sector de la sociedad que se quiere mantener al margen se lanzó un anuncio bastante preocupante.

Y, es que, se puso en venta los datos de millones de usuarios. Nunca se supo si alguien decidió comprar estos datos, pero lo que se ha sabido ahora es que son prácticamente de dominio público y cualquier con acceso a Telegram puede acceder a ellos. El problema que supone esto es bastante grave. Ha sido Derecho en la red la que ha hecho eco de esta situación.

Los datos que se han filtrado tienen tanto las cuentas de usuario de 21 millones de personas como sus contraseñas únicas. Estamos hablando de que conocen tanto las cuentas de correo, muchas son de Gmail, como las contraseñas para acceder a ellas. Además, al tener estos datos conocen los nombres completos de las personas detrás de las cuentas.

¿Cuáles han sido las aplicaciones gratuitas que han sufrido esta filtración? No hay una única aplicación culpable, han sido tres: GeckoVPN, SuperVPN y ChatVPN. Estas tres aplicaciones son las que han recopilado estos datos a lo largo de los años y las que han sufrido la filtración poniendo en peligro a los usuarios.

Por el momento es imposible calcular el impacto que tendrá esta situación para estos usuarios. Los hackers se pueden hacer con los datos y empezar campañas de phishing o directamente hacerse con la cuenta de la persona y, por lo tanto, que la situación sea todavía más compleja de calcular y peligrosa.

Habrá que esperar para conocer cómo evoluciona esta situación a lo largo de los meses, aunque si habéis usado alguna de estas aplicaciones lo que os recomendamos es que cambiéis cuanto antes vuestras contraseñas de cuentas de correo y cualquier tipo de aplicación que consideréis importante.

Fuente: computerhoy

A %d blogueros les gusta esto: